sábado, 19 de noviembre de 2011

CASO CLAE, Carlos Manrique Carreño



I) RELACIÓN DE LA EMPRESA CON LA COMUNIDAD

MODELO JOSEPH BADARACCO

El atractivo de este modelo se basa en el  hecho de que haya podido mostrar con claridad que la toma de decisiones ante dilemas éticos en los negocios no es una actividad aislada en el tiempo o sometida a reglas fijas sino que resulta más conveniente enmarcarla en el contexto de la historia de la organización y la búsqueda de una integridad interna.
Badaracco ha integrado conceptos que permitan a los empresarios que deben tomar decisiones morales difíciles ir más allá de la ética inspiracional del “haz lo correcto” y contar con herramientas que les permitan navegar en medio de los compromisos morales sin sacrificar los legítimos intereses de la empresa.
Concepto como los de “manos sucias” (aceptar que el crecimiento de nuestras organizaciones depende de las decisiones que tomemos y que a veces se tendrán que asumir ciertos compromisos morales cuando no haya más remedio)
y “momentos de la verdad” (ocasiones en que debemos tomar decisiones en cuyas repercusiones afectarán sensiblemente el futuro) han sido la base de un modelo coherente y sencillo de herramientas de toma de decisiones que han encontrado mucha aceptación en la comunidad académica y empresarial.

DILEMA DE CARÁCTER SUPRA ORGANIZACIONAL CASO CLAE

Este dilema es el más difícil de manejar pues las decisiones a tomar afectarán a muchas personas dentro y fuera del sistema organizacional, gobiernos incluidos.
De este modo, el caso CLAE del Sr. Carlos Manrique Carreño, es un ejemplo claro que nos permite analizar este modelo con claridad.
Badaracco propone tres preguntas para el manejo de los dilemas supra organizacionales:

¿He hecho todo lo que he podido para asegurar mi posición y afirmar la fortaleza de mi organización?
El llamado Centro Latinoamericano de Asesoramiento Empresarial (CLAE), bajo la dirección de Carlos Manrique, logró por varios años en el Perú lo que ningún banco o financiera podía hacer, pagar 100% de intereses sobre los depósitos. Con semejante rentabilidad ninguna actividad bancaria podía competir.

¿He hecho todo lo posible para pensar creativamente en el rol de mi institución con respecto a la sociedad y a los contribuyentes?

Eran las épocas de “las vacas gordas” donde Manrique cumplía con sus clientes, lo que le permitió tener buena imagen ante ellos, que eran más de la mitad del país. El “negocio” estaba en que pagaba puntualmente los intereses a sus clientes antiguos, con el dinero que captaba de nuevos ahorristas.

¿En esta situación debo jugar al León -liderazgo inspirador emblemático- y al zorro –astucia y sagacidad-?

Este sistema, conocido como “la pirámide”, sedujo a muchos porque ofrecía ingresos formidables. Inevitablemente la pirámide alcanzó una etapa en que las nuevas captaciones resultaban insuficientes para pagar tan altos intereses a los anteriores ahorristas.

Las tres preguntas acompañan al aserto de Maquiavelo, respecto que la fortuna acompaña a los más determinados. Además, Badaracco completa su análisis en este punto advirtiendo sobre la gravedad de las consecuencias en caso que estas preguntas sean aplicadas en pro de una ambición desmedida. Por último, concluye su modelo recordando que Aristóteles planteó que las acciones moralmente comprometidas deben estar al servicio de los fines éticos, y que aconsejó con especial énfasis buscar siempre el equilibrio en los objetivos, en los medios y en la búsqueda de alcanzar la felicidad en el largo plazo.
  



II) La estrategia “Golpe por Golpe” 
Constituye una serie de acciones que implican actuar de una manera cooperativa siempre y cuando la otra parte también se muestre cooperativa con uno. Sin embargo, existen situaciones en las que la otra parte se muestra no cooperativo, para tales casos, si bien se obtienen ventajas; éstas solo se proyectarán en el corto plazo, ya que a la larga los que deciden no cooperar se darán cuenta que su accionar no es “rentable” en el futuro.
Esto se puede ver reflejado en un caso real; el caso CLAE  por ejemplo esta financiera que ofrecía una banca paralela con sorprendentes “tasas de interés” que crecían principalmente con la incorporación de nuevos “clientes” al mecanismo y además con las “renovaciones de depósitos”, una especie de voto de confianza por parte de aquellos que en su momento recibieron los “dividendos” de la estafa pero que mantenían fondos en el mecanismo en espera de seguir recogiendo las eventuales ganancias. Por lo que, en resumen:
  1. Requiere más “clientes” y cierto nivel de fidelización.
  2. Reparte los nuevos fondos entre los viejos clientes.
En su mejor momento se decía que este sistema había captado cerca del 30% del ahorro interno, con lo que uno puede entender la gran cantidad de peruanos estafados.
La  respuesta de la entidad financiera fue de no cooperar y por lo tanto de no brindar información sobre el manejo de los fondos a los  inversionistas, entonces en la primera ronda, lo que ocurrió fue que  el inversionista perdió su dinero invertido dado a la ilegalidad de la transacción y para las siguientes rondas y dado a la experiencia vivida, el inversionista optó  por  la misma posición que la entidad financiera por lo que ambos agentes no cooperarán y no se generó  transacción alguna por lo que se originó  fraudes financieros ; Y se convirtió en un círculo vicioso en el que personas interesadas llamaban  a nuevas personas que depositen sus dinero para ser solo los primeros los beneficiados.
 Si una persona aplicaba el golpe por golpe, caería bajo la misma situación de poca ética y en la ilegalidad, dejándolo con pocas facultades para denunciar o reclamar un acto similar de un tercero, y así se volvió una cadena o círculo cada vez más grande, en el que solo ganaban o recibían dinero los que estaban arriba de la pirámide y los que ingresaron por primera  vez nunca vieron un centavo de su dinero invertido
Sin embargo, es posible prevenir este tipo de acto ilícito   usando  la estrategia GOLPE POR GOLPE.  Bajo esta estrategia, se debe tomar  la iniciativa donde tomamos una decisión  y nos posicionamos en una situación de cooperación  para, posteriormente,  saber si  la respuesta fue positiva o negativa  de la parte contraria y en función a ésta decidir si se sigue cooperando o no para el beneficio de ambas partes o evitar ser tontos útiles.

III) RECOMENDACIONES PARA PREVENIR ESTE DELITO.

Utilitarismo à en el vemos lo que es valioso para cada uno. Muchas veces es resumido como "el máximo bienestar para el máximo número". Relacionándolo al caso elegido Carlos Manrique debió pensar en todas las personas que afectarían, trabajadores y clientes. Ver el bienestar para todos, y para su empresa, por lo tanto, se recomienda actuar de modos que produzcan la mayor suma de felicidad posible en conjunto en el mundo.
La sostenibilidad à es otra teoría importante que debe tomarse en cuenta en el caso, como sabemos para esta teoría es importante pensar en el largo plazo y en este caso no sucedió; Carlos Manrique al hacer este negocio pensó en un beneficio a corto plazo. Por ello se recomienda no confiarse en uno mismo, ya que el debió haber sabido que su negocio tenía un tope, los últimos en entrar son los perjudicados ya que no reciben ganancias, se retiran, de ahí la voz se corre, todos se retiran y el negocio muere. Por lo tanto, para cualquier tipo de negocio como este siempre se debe pensar en largo plazo basándose en las tres teorías: social, económica y ambiental.
Pirámide de Carrol à Esta se enfoca en la responsabilidad económica, responsabilidad legal, responsabilidad ética y responsabilidad filantrópica. En la primera responsabilidad debió tenerse más cuidado y actuar con cautela, ya que si pones un negocio como el de Carlos debes proyectarte, es decir pensar a futuro y es obvio que Carlos no lo hizo. En la segunda, se debió pensar en las consecuencias que traería el mal negocio, en este caso convirtiéndose en una estafa, se debe prevenir para no lamentar, y para ello el buen uso de las leyes en nuestra empresa que nos permitan funcionar correctamente en la sociedad. Respecto a la responsabilidad ética, se debe tener en cuenta a la sociedad, tus acciones tienen consecuencias que afectan a un sinfín de personas, debemos actuar bien para no lastimar con nuestras acciones al resto. Finalmente, La responsabilidad filantrópica es usada para mejorar la imagen de la empresa apoyando una causa popular. Esta empresa tampoco se preocupó por esto y es parte por la que no fue sostenible en el tiempo. No tuvo este tipo de responsabilidad y debió ser más consciente de que no dejaba nada buena a la sociedad.
La perspectiva equivalente à en ella sabemos que se debe responder a los intereses de los constituyentes que en este caso serían sus clientes, la ley, los accionistas y trabajadores. Si se hubiera actuado con criterio los trabajadores de la empresa de Carlos no hubieran perdido sus trabajos, y así no desamparar a sus familias, sus clientes no hubieran perdido tanto esfuerzo en sus ahorros, ni tampoco los accionistas hubieran fracasado y perdido. Se debe actuar pensando también en los demás, porque cuando algo es bueno para uno también lo será para el resto de las personas que te rodeen directamente o indirectamente.

IV) EL CASO CLEA PLANTEO DE PROBLEMAS

Este es un caso famosísimo en Perú sobre un estafador que empleo el sistema pirámide ofreciendo una tasa de interés altísima, al final todo salió mal con muchísima gente estafada que perdió todos sus ahorros.  Ahora plantearemos el tema desde la perfectiva de la ética y sus temas.
Desde las teorías del utilitarismo debemos tomar en cuenta las consecuencias sociales, sobre cada uno que se verá afectado por las acciones de la empresa, que tan probable son las consecuencias y que significativas son. De acuerdo al caso visto en este blog, Carlos Manrique antes de hacer realizar este negocio debió pensar en todas las personas que afectarían, trabajadores y clientes, como empresa es muy importante saber cómo te ven, y el negocio pudo ser muy rentable, tal vez si hubiera dado una tasa de rentabilidad menor y pensado en cómo invertir mejor ese dinero hubiera logrado una empresa bien vista. Es una perspectiva utilitarista ya que se piensa en el costo beneficio social.
La sostenibilidad es otra teoría que debe tomarse en cuenta en el caso, Carlos Manrique al hacer este negocio pensó en un beneficio a corto plazo y no en el largo plazo. Al realizar esta empresa, si Carlos era inteligente el debió haber sabido que su negocio tenía un tope, como todo modelo pirámide los últimos en entrar son los perjudicados ya que no reciben ganancias, se retiran, de ahí la voz se corre, todos se retiran y el negocio muere. Esto perjudica a los grupos de interés, los clientes, trabajadores, gobierno, etc. Cuando el negocio murió los trabajadores perdieron su trabajo, se cometió un crimen por todas las personas afectadas y esto concierne al gobierno y mucha gente perdió su dinero.  Si Carlos hubiera pensado en el largo plazo no hubiera afectado a los grupos de interés y pudo tener un negocio sostenible.
También, podemos enfocar el caso desde la pirámide de Carrol. Esta se enfoca en la responsabilidad económica, responsabilidad legal, responsabilidad ética y responsabilidad filantrópica.  La responsabilidad económica se trata de que la empresa debe lograr rentabilidad a sus accionistas. Carlos ofreció un negocio atractivo, pero en el largo plazo no fue rentable y la empresa quebró, Carlos no tuvo responsabilidad económica. La responsabilidad legal, la empresa debe cumplir con las leyes y operar dentro del marco legal que la rige, el negocio funciono así durante un tiempo pero lamentablemente el negocio estaba destinado a fracasar y al fracasar y quedar tanta gente sin ahorros se consideró estafa. De acuerdo con la responsabilidad ética, esto es esperado por la sociedad pero a Carlos Manrique no le importó eso cuando creo su empresa sabiendo lo que ocurriría, no solo malogro su imagen y la de la empresa sino que fue un delito. La responsabilidad filantrópica tiene que ver con donaciones, es usualmente usada para mejorar la imagen de la empresa apoyando una causa popular. Esta empresa tampoco se preocupó por esto y es parte por la que no fue sostenible en el tiempo.
En la perspectiva equivalente se debe responder a los intereses de los constituyentes que en este caso serían sus clientes, la ley, los accionistas y trabajadores.  Al quebrar se pierden los trabajos, muchas personas pierden sus ahorros, entre otras cosas y así se pierden la perspectiva equivalente.

                        

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada